Behavioral Finance o Porqué actuamos como actuamos cuando invertimos

Mauricio Priego 17/Feb/2020 0
¿Qué son las Finanzas Conductuales o Behavioral Finance?

Walter Buchanan, colega asesor en inversiones y colaborador de PractiFinanzas, me hizo llegar hace algunos días un artículo sobre Finanzas Conductuales (Behavioral Finance), el cual considero que te será de utilidad para considerar en tus estrategias de inversión. ¡Gracias Walter!




¿Las personas inteligentes ganan más dinero?

Isaac Newton dijo alguna vez “Puedo predecir el movimiento de las estrellas, pero no la locura de los hombres”. Esto a raíz de que la pasó muy mal como inversionista.

En 1720 poseía acciones de la Compañía de los Mares del Sur, mismas que vendió asegurando una ganancia de alrededor de £7,000 (en porcentaje, un 100%). Sin embargo, tan solo uno meses después, volvió a comprar a un precio más alto. Finalmente terminó perdiendo alrededor de £20,000 después del estallido de lo que fue una burbuja financiera (equivalentes a tres millones de dólares de hoy en día).

Newton perdió dinero no porque fuera “tonto” al invertir, sino porque se dejó ser presa de sus propias emociones.

Entre más información tenemos, ¿Tomamos mejores decisiones?

No parece ser el caso cuando hablamos de inversiones.

  • Si revisamos nuestras inversiones en mercados accionarios diariamente tendremos casi la mitad de probabilidad de ver una minusvalía;
  • Revisándolas mes a mes, cerca de 4 de 10 veces veríamos minusvalías,
  • Cada tres meses, 3.5 de 10;
  • Y si nos limitáramos a revisar nuestro estado de cuenta una vez al año, veríamos años perdedores un 25% del tiempo.

O bien, visto desde otro ángulo, revisando nuestras inversiones una vez al año estaríamos tranquilos cada 7.5 veces de 10.

Tomando en cuenta los descubrimientos de los psicólogos Daniel Kahneman y Amos Tversky de que perder $1.00 duele el doble que el regocijo que nos da ganar $1.00, el estar revisando con mayor frecuencia el balance de nuestras inversiones nos causaría un déficit de emociones (la angustia acumulada de ver pérdidas sería mayor que la alegría de los eventos ganadores) a pesar de conocer, de antemano, que a largo plazo las probabilidades están de nuestro lado.

Más datos equivalen a más ruido en vez de más información.

Behavioral Finance… ¿y eso con qué se come?

La rama que estudia porqué actuamos de ciertas maneras al invertir se llama Finanzas Conductuales – en inglés Behavioral Finance -, las cuales hablan sobre cómo las emociones y nuestra percepción afectan nuestro comportamiento como inversionistas.

Los postulados de Behavioral Finance son:

  • Los inversionistas no somos racionales,
  • El auto control tiene límites,
  • Nuestros propios sesgos de conducta y emociones influyen en nuestra toma de decisiones,
  • Los inversionistas cometemos errores cognitivos que nos llevan a tomar malas decisiones.

Como podemos ver, las finanzas conductuales plantean un panorama más realista y humano sobre cómo es que en verdad invertimos y gastamos nuestros recursos, y nos ayudan a superar o manejar los sesgos y errores que pueden resultar en malas decisiones.

¿Y tú sigues, creyendo que somos racionales?

Extracto del artículo ¿Nos saboteamos a nosotros mismos? publicado en SaveNest.

¡Éxito!

Referencias

Deja un comentario »

Suscribete

Suscribete, es gratis

El proceso de suscripción requiere que confirmes tu dirección de correo. Para ello, por favor busca en tu buzón un correo que tiene como asunto "Feedburner Email Subscriptions" enviado por FeedBurner, dentro del mensaje encontrarás un enlace para activar tu suscripción. Por favor haz clic en él, ¡y listo! Ya estarás suscrito.