10 Consejos para la elaboración de tu presupuesto

Mauricio Priego 22/Jun/2011 15
10 Consejos para la elaboración de tu presupuesto

Una vez me preguntaron cual, de todas las acciones que se requiere tomar para mejorar las finanzas personales, es la más valiosa. ¡Definitivamente hay varias! Pero considero que la piedra fundamental sin la cual será muy difícil lograr avanzar en tu camino hacia la libertad y tranquilidad financiera, es el que manejes un presupuesto.

Al presupuestar te vuelves conciente del total de recursos (dinero) del que dispones, te da sensibilidad de los gastos que tienes que cubrir y de cómo las deudas ya comprometidas reducen tu margen para maniobrar financieramente. Igualmente te permite planear tu futuro, prepararte para esos eventos que muchas veces se esperan con ilusión (Bodas, Quince años), tener bases sólidas para construir el patrimonio de tu familia, así como prepararte para tu retiro y para las emergencias e imponderables con que la vida suele ponernos a prueba.




En este artículo veremos cómo realizar un presupuesto de forma práctica, sencilla  y con algunos consejos que te auxilien para ver en corto plazo beneficios directos en tus finanzas personales.

Empecemos entonces.

Un presupuesto está dividido en dos partes: Los Ingresos o cuánto dinero recibes en un momento dado, y los Egresos o en qué vas a gastar o invertir tu dinero.

Empecemos por la parte que nos gusta a todos: Los ingresos. Estos están formados por tu sueldo, bonos de productividad y prestaciones en dinero si eres empleado, así como rentas, participación en utilidades y dividendos si tienes tu propio negocio. La suma de éstos ingresos en un período (semana, catorcena, quincena, mes) es el total del dinero que tienes a tu disposición para repartir entre tus gastos.

Sigamos ahora con los egresos. El dinero, como herramienta de cambio que es, te permite adquirir bienes de consumo (compras del súper, útiles escolares), pagar servicios (la renta del departamento, una salida a comer o ir al cine) y contraer deudas (la hipoteca de tu casa, tu auto, meses sin intereses). Sin embargo, lo maravilloso de esta herramienta es que además puedes almacenarla (ahorros) para usarla en el futuro… y aún ponerla a trabajar para ti (inversiones).

La parte divertida llega a la hora de cocinar y dividir el pastel, lo cual puede ser muy sencillo si sigues los siguientes consejos:

  • Si en tu trabajo te pagan de forma regular (cada semana, cada quincena), haz tu presupuesto en base a ese período.
  • Si tienes diversos ingresos o te pagan por diferentes conceptos en períodos de tiempo distinto, define el período que consideres conveniente y funcione para ti. Los pagos que recibas dentro del período guárdalos (en alguna cuenta de ahorro) hasta llegar al final del mismo, de forma que tengas para distribuir todo el dinero junto evitando caer en la tentación de utilizarlo antes.
  • Contempla el ingreso hasta que tengas el dinero en tu poder. Uno de los principales motivos por lo que fallan los presupuestos se debe a que sobrevaloramos o damos por hecho ingresos futuros, como el pago que un amigo hará de un préstamos que le hicimos, o el dinero que estamos seguros recibiremos por un negocio que prácticamente tenemos en la bolsa. Recuerda el dicho: más vale pájaro en mano. Evita dar por hecho ingresos futuros más allá de los que recibas de forma periódica bajo algún tipo de convenio o contrato.
  • Conociendo el importe total del dinero del cual dispones para distribuir, comienza por pagarte a ti mismo separando una cantidad y ahorrándola para tu retiro, para poner un negocio, independizarte, o tener un fondo de desempleo. La sugerencia es que tu objetivo sea destinar por lo menos el 10% del total de tus ingresos al ahorro aún que empieces con un monto menor. (Quizá alguno piense “¡Imposible!” pero recuerda: si estás leyendo este artículo, es que quieres mejorar tu situación actual. Si de verdad lo quieres y estás dispuesto a esforzarte y ser persistente, seguramente lo lograrás)
  • A continuación separa para los gastos básicos de subsistencia: Comida, agua, luz, camiones, gasolina.
  • Sigue el turno a tus compromisos financieros. Cada nueva deuda que tomas, cada curso al que inscribes a tus hijos, cada préstamo recibido, es un importe que debes cubrir. Lo importante para tu futuro financiero es comprender que, como regla, por ningún motivo debes rebasar tu capacidad de pago: el dinero que puedes separar para cubrir tus compromisos sin afectar tu economía familiar.
  • El esparcimiento y diversión es importante desde que es fuente de integración familiar. Sin embargo, tendemos a dejar a un lado el ir al parque, los juegos de mesa en casa y considerar actividades comunes como hacer deporte o participar en alguna causa de apoyo a la comunidad, contra las salidas al cine, cenas y adquisición de juegos electrónicos. Lo importante es la convivencia y el tiempo de calidad que compartes con tu familia y amigos, y no cuánto gastaste durante ése tiempo.
  • Sigue la regla de oro: Antes de firmar una nueva deuda, verifica en tu presupuesto si tienes cómo cubrir ese nuevo egreso. De no tenerlo, por ti y tu familia, no adquieras el nuevo compromiso hasta terminar de pagar deudas anteriores o consigas incrementar tus ingresos. Es cierto que podrá haber situaciones realmente críticas que exijan el tomar un préstamo o adquirir una deuda, siendo tú la única persona que puede determinar la criticidad de la situación… pero los estudios de bancos, gobierno y diferentes instituciones señalan que normalmente rebasamos nuestra capacidad de pago por adquirir productos o servicios que no son básicos (cambiar de auto, vacaciones, estrenar ropa, un cumpleaños, etc.)
  • Dentro de tu presupuesto contempla el crear y crecer un fondo para gastos imprevistos y emergencias. Abre una cuenta aparte (con las menores comisiones posibles) para guardar el fondo, cerciorándote de que puedas disponer de él en cualquier momento. Un comienzo bien podría ser separar un peso por cada 100 que recibas. Aquí lo importante es la perseverancia y el ser realmente crítico y honesto contigo mismo antes de decidir tomar dinero de dicho fondo.
  • Los egresos no debieran significar un importe mayor que los ingresos… si esto sucede es señal inequívoca de que tus finanzas requieren con urgencia una revisión. Comprendo que habrá alguno de ustedes amables lectores que, al leer este artículo, vivan el tener que cubrir mayores gastos y compromisos de lo que reciben por su trabajo. Esta situación es realmente desesperante habiéndola vivido yo mismo durante los primeros años de mi matrimonio. Sin embargo, éste tema es lo suficientemente complejo y delicado como para tratarlo en este artículo que se enfoca en la elaboración de presupuestos. Por el momento me comprometo a entregarles un artículo posterior que hable de este tema. Estén pendientes.

Confío que los principios expuestos te sean de utilidad. Sin embargo, sé que por más que me haya esforzado por presentarlos de la forma más clara y sencilla de que soy capaz, el llevarlos a la práctica generará más de una interrogante. Ante esto, no dudes en postear cualquier duda u observación que tuvieras en la sección para comentarios al final del artículo, o exponerla a la comunidad a través de Twitter. Recuerda: no estás solo.

Por último, siempre ten presente la importancia de ser prudente y flexible. A que me refiero. Es bueno que pienses en estudios futuros de tus hijos, pero no debieras sacrificar el hoy por el futuro… así como tampoco debieras cerrar los ojos al mañana por concentrarte en el hoy. En este tema no hay una medida, no hay una fórmula universal. Lo único cierto es que tus decisiones financieras nunca estarán en blanco y negro, sino en variadas tonalidades multicolor.

¡Éxito!

15 Comentarios »

  1. einer macias 05/Mar/2015 en 6:06 pm - Responder

    huyy que interesante mejor dicho ahora mi dinero me alcansaraa mucho mas ya que comparo lo que gano y lo que debo gastar

    • Mauricio Priego 06/Mar/2015 en 6:12 am - Responder

      Me alegra que te haya sido de utilidad Einer.
      Sólo no olvides destinar parte de tu dinero al ahorro, por más pequeño que este sea ;)
      ¡Éxito!

  2. José Riascos 15/Oct/2014 en 10:40 pm - Responder

    Me parece genial, para aplicar esos aportes tan valiosos y son dinámicos, sencillos que buenos.

    • Mauricio Priego 16/Oct/2014 en 6:14 am - Responder

      José, gracias por el valor que otorgas a la información que compartimos. El saber que te es de utilidad es nuestra mejor recompensa ;)
      ¡Éxito!

  3. ARTURO HERNANDEZ 28/Ene/2014 en 11:18 am - Responder

    Mauricio …son excelentes tus artículos y mas para personas como YO q no tenemos la cultura de la ADMINISTRACION… voy a seguir firmemente tus consejos y experiencia.

    Gracias…..EXITO !!!!!!!!!!!!!!!

  4. susana 17/Dic/2013 en 2:32 pm - Responder

    hola como puedo saber si me cobran me depositaron 5000 hace como 3 semanas y y ayer 15 mil me afecta y quiero depositara otro banco con mi nombre

    • Mauricio Priego 18/Dic/2013 en 9:00 am - Responder

      Disculpa Susana, no comprendo tu inquietud…
      ¿Te refieres a que te cobren el Impuesto a Depósitos en Efectivo? Si es así, el impuesto se calcula por el excedente que tengas sobre 15 mil pesos del total de depósitos en efectivo que hayas recibido en tu cuenta en un mismo mes. En pocas palabras:

      Hace tres semanas era noviembre. Si sólo depositaste ese dinero, al no rebasar los 15 mil, no te generó retención de impuestos.
      Si en diciembre no depositas más dinero en efectivo, tampoco te retendrán impuesto… sobre cualquier depósito adicional en efectivo que realices, sí.
      Si abres una cuenta en otro banco, vuelves a tener la oportunidad de depositar 15 mil sin que te retengan el IDE.

      Puedes encontrar más información en el artículo ¿Cómo proteger mi dinero del Impuesto contra Depósitos en Efectivo?

      ¡Éxito!

  5. ESTELA 12/Mar/2013 en 6:01 pm - Responder

    EXCELENTES CONSEJOS, NO CABE DUDA QUE SI ES NECESARIO SABER INVERTIR Y SEPARAR NUESTRO DINERO.

    • Mauricio Priego 14/Mar/2013 en 8:06 am - Responder

      Estela, me alegra que te aporten valor nuestros artículos… Es la mejor recompensa para nuestro esfuerzo ;)
      Éxito en tus proyectos :D

  6. Oscar Rodrigez 05/May/2012 en 8:40 pm - Responder

    Muy buen tema, yo ando por esos rumbos pero claro que hace falta leer este tipo de articulos, para asi terminar de saber en que pudiera estar uno fallando o que es lo que le falta hacer.

    Buenos temas. Sigue asi

    • Mauricio Priego 08/May/2012 en 9:34 pm - Responder

      Oscar, gracias por tus comentarios.

      Puedes estar seguro que haré mi mejor esfuerzo para seguir dándoles artículos útiles y que fomenten, de la forma más sencilla posible, la cultura financiera.

      Y si en algún momento requieres platicar un poco sobre éstos temas, puedes encontrarme aquí o en twitter.

      ¡Éxito!

  7. Veronica 25/Abr/2012 en 5:14 pm - Responder

    Me encantaría publicaras artículo sobre como seguir un presupuesto cuando tus ingresos son menores a los egresos obligados (lo que decías de cuando recién te casaste). Incluso sería buenísmo algún consejo para quienes no percibimos sueldos fijos y que dificilmente sabemos con cuánto contamos mes con mes.

    • Mauricio Priego 26/Abr/2012 en 9:09 pm - Responder

      Verónica, gracias por tus sugerencias.

      Sobre cómo seguir un presupuesto cuando tus ingresos son menores a los egresos obligados, tenemos ya un artículo al respecto: Qué hacer cuando lo que tienes que pagar es más de lo que ganas.
      Léelo, y si deseas que nos explayemos más sobre alguna de las ideas, nos lo comentas y continuamos el diálogo.

      Me llevo de tarea preparar un artículo sobre elaboración de presupuestos para quienes no perciben sueldos fijos… Espero poder sorprenderte pronto ;)

      Éxito en tus proyectos

    • Mauricio Priego 30/Abr/2012 en 7:17 pm - Responder

      Verónica, lo prometido es deuda.

      Te dejo la liga de un artículo con consejos para que quienes no perciben sueldos fijos hagan un presupuesto que les ayude a preservar su flujo de efectivo.

      ¿Cómo hago mi presupuesto si no percibo un sueldo fijo?

      Confío te sea de utilidad.

      Saludos desde el Mayab

  8. curso finanzas 01/Ago/2011 en 8:53 am - Responder

    Muy buen aporte. Saber administrar las finanzas personales es fundamental hoy en día. Poder llevar a cabo el eficiente control de los ingresos y gastos económicos es una tarea vital a la hora de generar ahorros evitando deudas innecesarias.

Deja un comentario »

Suscribete

Suscribete, es gratis

El proceso de suscripción requiere que confirmes tu dirección de correo. Para ello, por favor busca en tu buzón un correo que tiene como asunto "Feedburner Email Subscriptions" enviado por FeedBurner, dentro del mensaje encontrarás un enlace para activar tu suscripción. Por favor haz clic en él, ¡y listo! Ya estarás suscrito.