¿Es recomendable dar dinero a nuestros hijos por hacer tareas domésticas?

Mauricio Priego 05/Nov/2018 0
¿Es recomendable dar dinero a nuestros hijos por hacer tareas domésticas?
Por un lado, es importante que los niños comprendan el concepto de responsabilidad y que en casa hay tareas que les corresponden. Más por el otro, también es importante que comprendan el valor del dinero e inculcarles el hábito del ahorro. ¿Cómo podemos encontrar los padres el equilibrio entre ambas posturas?




La importancia de la Responsabilidad

Un niño que crece sin responsabilidades es un niño caprichoso, propenso a berrinches, que exige lo que considera sus derechos, obtenidos de forma gratuita, sólo por el hecho de ser niño, por ser “el hijo”.

¿Quieres que tus hijos valoren tu esfuerzo? ¿Quieres que sean hombres y mujeres de bien, atentos a ayudar a sus semejantes? ¿Te gustaría que respeten y se den a respetar, siendo los motores del cambio que necesita nuestra sociedad? Entonces, ¡Asígnales tareas en casa!

  • Deben ser tareas que puedan realizar solos, de acuerdo a su edad, fuerza y capacidades;
  • Explícales la importancia de la tarea que realizan, y cómo ésta beneficia a la familia;
  • También deben ser periódicas, es decir, debe ser claro cada cuándo deben realizarse;
  • Recuerda supervisar no sólo que cumplan con sus tareas, sino que además las hagan bien
    • Al principio, haciéndolas junto con ellos,
    • Posteriormente, estando al pendiente mientas las realiza, pero dejándoles realizarlas solos,
    • Finalmente, verificando la calidad de su trabajo una vez que las hayan terminado;
  • Si las realizaran mal, hay que señalárselos y pedirles que la vuelvan a realizar hasta que lo hagan bien;
  • Deben ser prioritarias sobre juegos y esparcimientos (Televisión, juegos de video);
  • Y lo más importante, no sólo deben girar sobre sus cosas (arreglar su cuarto, guardar sus juguetes), sino que deben participar en las actividades de beneficio general para toda la familia.

Algunos ejemplos podrían ser:

  • Poner o quitar la mesa en las comidas,
  • Incluirlos en el rol de lavar los trastes,
  • Descolgar la ropa seca y guardarla,
  • Mantener limpia el área de las mascotas.

La importancia del valor del dinero

No me refiero a su valor monetario, sino a que comprendan el esfuerzo que conlleva conseguir el dinero. Un niño que comprende el valor del dinero, es un niño que no te hará berrinches por que quiera que le compres algo. Comprenderá la importancia del ahorro, y será sensible a las necesidades de las personas menos favorecidas.

Quien comprende el valor del dinero desde pequeño, se convierte en una persona caritativa y sencilla cuando crece.

¿Y cómo inculcarles el valor del dinero? Sólo hay una manera: Que sean ellos quienes consigan los recursos necesarios para adquirir las cosas que desean.

Desde luego no me refiero a sus colegiaturas, útiles y uniformes escolares o a su comida. Pero sí a juguetes que deseen, aparatos electrónicos que quieran poseer, dinero para salidas con sus amigos, o ropa más allá de la que tú les compras.

Ahora bien, aquí el secreto está en que no sólo utilicen el dinero de su domingo (o gastada) para esos fines. En muchos casos no les alcanzaría con lo que les das, o tendrían que ahorrar por mucho tiempo para conseguirlo.

En vez de ello, bríndales la oportunidad de trabajar en actividades domésticas, que le permitan “sacar un extra”, y así lograr juntar más rápido el monto que requieren.

Estas actividades extra, claro está, no deben formar parte de sus responsabilidades, ni tampoco deben ser resultado del apoyo a algún miembro de la familia en sus propias actividades.

Entonces, ¿Qué tipo de actividades podrían ser consideradas tareas extras?

  • Lavar el auto,
  • Cortar el césped,
  • Bañar a las mascotas,
  • Lavar los vidrios de la casa.

¿Cómo determinar qué tareas son parte de su Responsabilidad, y cuáles son Tareas Domésticas Extras?

No hay una regla fija, más allá de que cada familia las debe determinar. Sin embargo, hay algunos criterios que pueden servir de utilidad: Pueden considerarse tareas domésticas extras…

  • Aquellas que pagas con frecuencia a terceros para que las realicen;
  • Los pendientes que llevan meses sin atenderse por falta de tiempo;
  • Las actividades que requieren realizarse de manera extraordinaria.

Eso sí, es muy importante

  • Ser congruente. No puede ser que una misma actividad sea en ocasiones responsabilizad, y en otras una tarea extra;
  • Ser justo. El que la actividad sea una responsabilidad o una tarea extra debe depender de la naturaleza de la actividad, y no de qué hijo la realiza (O todos coludos o todos rabones, diría mi abuela);
  • Los montos por su trabajo deben ser realistas, acordes al trabajo y a cuál es su costo en la calle (No les vas a dar $200 por lavar la carrocería de un auto compacto, cuando en un lavadero pagarías $50);
  • Enseñarle con el ejemplo. Nunca le quedes debiendo. Si hace la actividad y además la hace bien, entrégale de forma oportuna lo acordado.

Ocuparte en brindarle una correcta formación financiera a tus hijos, te librará de muchos dolores de cabeza el día de mañana

¡Éxito!

Este artículo fue publicado por primera vez en practifinanzas.com. Si tienes interés en compartirlo publicándolo en tu blog  o página web (reblogging), por favor sigue esta liga.
¿Tienes alguna experiencia que quisieras compartir con nosotros? ¿Te quedó alguna duda o inquietud? Déjanos tus comentarios, los cuales seguramente enriquecerán a otros lectores. Si te gustó este artículo y te pareció de utilidad, te invitamos a suscribirte sin costo para que recibas los próximos directamente en tu cuenta de correo. Estamos seguros que serán de tu interés. También te invitamos a dar clic en Me Gusta de Facebook y +1 de Google.

Referencias

Deja un comentario »

Suscribete

Suscribete, es gratis

El proceso de suscripción requiere que confirmes tu dirección de correo. Para ello, por favor busca en tu buzón un correo que tiene como asunto "Feedburner Email Subscriptions" enviado por FeedBurner, dentro del mensaje encontrarás un enlace para activar tu suscripción. Por favor haz clic en él, ¡y listo! Ya estarás suscrito.