¿Estás listo para emprender tu propio negocio?

Mauricio Priego 22/Nov/2012 2

¿Estás listo para emprender tu propio negocio?Como seguramente ya habrás escuchado anteriormente, el 75% de los negocios quiebran antes de que termine su primer año de operaciones, estadística que desanima por sí sola a un gran número de emprendedores. Pero la buena noticia es que en muchos casos lo que provoca el quiebre del negocio  es que al frente se encuentra un dueño que tiene muchos paradigmas de empleado, ya sea porque se los inculcaron sus padres, porque así lo formaron en la escuela o porque por muchos años de trabajó para otros. Por tanto, si identificas esos paradigmas y trabajas en cambiar tu modo de pensar, tendrás una mayor probabilidad de ver triunfar tu negocio. 




¿Cuál es esa diferencia en la mentalidad entre un empleado y un empresario? Si bien hay muchas opiniones al respecto, me basé para escribir este artículo en las diferencias listadas en el libro Antes de renunciar a tu empleo de Robert Kiyosaki (ISBN 978-970-770-404-6),  libro que considero valioso para todo aquel que busque dar el paso, dejar su empleo y abrir su propio negocio:

1. Un empleado busca la seguridad que da un empleo (salario base, prestaciones, un ingreso fijo), mientras que el empresario busca la libertad (Control de su agenda, toma de decisiones, definición de estrategias). La falta de esa seguridad puede generar un gran estrés en la persona, llevándole a tomar decisiones precipitadas.

2. A un empleado lo detiene la falta de dinero, mientras que un empresario consigue los recursos que necesita para llevar a cabo su proyecto.

3. Sin importar las vicisitudes de cualquier trabajo, el empleado busca operar en un ambiente estable, con procesos definidos y objetivos claros. Un empresario, en cambio, trabaja normalmente en ambientes de incertidumbre enfrentando riesgos.

4. El empresario se enfoca en las posibilidades que ofrece el proyecto, mientras que el empleado se enfoca en el costo en tiempo, dinero y esfuerzo que se requiere para llevarlo a cabo.

5. El empresario tiene la habilidad de ajustar su forma de expresarse, coordinar y dirigir según el temperamento y la forma de ser de cada persona, mientras que un empleado tiende a comportarse igual ante cualquier escenario. Con ello, el emprendedor consigue mayor colaboración por parte de clientes, proveedores y empleados.

6. Todo emprendedor debe tener la habilidad de manejar personas y recursos consiguiendo que trabajen en forma cooperativa para alcanzar los objetivos del negocio, mientras que en el caso de los empleados esto sólo es necesario a partir de ciertos puestos.

7. El empresario busca generar valor en sus actividades así como el bien del equipo, mientras que un empleado tiende a orientarse hacia el pago que recibirá por su trabajo y en ascender en la jerarquía de la organización.

8. Un empresario está en constante proceso de aprendizaje, mientras que quienes tienen mentalidad de empleado se enfocan en capacitarse en actividades propias de su trabajo.

9. Los empleados buscan especializarse en áreas definidas  ya que ello les aporta mayor valor, mientras que los empresarios dan mayor peso a una formación amplia sacrificando especialización, ya que de esta forma tienen mayor control de los diferentes aspectos del negocio, y mayor capacidad para enfrentar situaciones imprevistas.

10. El empleado acota su responsabilidad a las tareas definidas para su puesto, mientras que el empresario toma para sí la responsabilidad de todo el negocio: objetivos, compromisos, resultados.

Se honesto contigo mismo y analízate. Al trabajar, ¿te motiva el valor basado en el desempeño y orientado al equipo, o más bien la seguridad que te da un ingreso estable con la posibilidad de ascender de puesto? Recuerda que lo importante es que disfrutes la actividad que realices, y que son tan valiosos los empleados como los empresarios. En cualquiera de los dos roles puedes realizarte profesionalmente y alcanzar la tranquilidad financiera.

¡Éxito!

¿Has tenido alguna experiencia que quisieras compartir con nosotros? ¿Te quedó alguna duda o inquietud? Déjanos tus comentarios, los cuales enriquecen a todos aquellos que lean este artículo.

Si te gustó este artículo y te pareció de utilidad, te invitamos a suscribirte sin costo para que recibas los próximos directamente en tu cuenta de correo. Estamos seguros que serán de tu interés. También te invitamos a dar clic en Me Gusta de Facebook y +1 de Google.

Artículos relacionados

2 Comentarios »

  1. Adriano 23/Nov/2012 en 2:42 am - Responder

    Hola Mau,

    Robert T. Kiyosaki, es excelente creo que más que un emprendedor es un motivador y me atrevo a decir que sus negocios, no le dejan tanto como las regalías de sus libros.

    Mi opinión es que cada persona debe emprender un negocio sea micro, pequeño o mediano, eso es algo que se debe tener presente y ser parte de la vida. Creo que es una experiencia imporante y que si no es exitosa, al menos se llevó a cabo. Dirían las abuelitas, poseedoras de gran sabiduría, lo que no se va en llanto se va en suspiros.

    Saludos

    Adriano

    • Mauricio Priego 23/Nov/2012 en 5:57 am - Responder

      Hola Adriano.
      Por tu forma de escribir tengo la impresión de que eres un emprendedor… ¿Qué te parecería compartir con los demás lectores tu experiencia? Podría ser motivador para alguien que no se decide aún ha dar el paso ;)
      Éxito!
      Mauricio

Deja un comentario »

Suscribete

Suscribete, es gratis

El proceso de suscripción requiere que confirmes tu dirección de correo. Para ello, por favor busca en tu buzón un correo que tiene como asunto "Feedburner Email Subscriptions" enviado por FeedBurner, dentro del mensaje encontrarás un enlace para activar tu suscripción. Por favor haz clic en él, ¡y listo! Ya estarás suscrito.