El Decálogo del Inversionista

Mauricio Priego 12/Nov/2011 2
El Decálogo del Inversionista

Como ya hemos visto en artículos anteriores, la diferencia entre el ahorro y la inversión está en que ésta última conlleva riesgos, mayores o menores según la naturaleza de la propia inversión. Es más, los rendimientos usualmente son directamente proporcionales al riesgo: entre más riesgo, mayores rendimientos. Pero, ¿acaso no habrá alguna manera de poder gestionar ese riesgo? ¿Mejores prácticas que nos ayuden a no salir trasquilados en nuestro intento de obtener mejores rendimientos? La buena noticia es que sí las hay, pudiéndose aplicar en lo general a cualquier inversión, desde las bienes raíces hasta el mercado de valores, pasando por la apertura de nuevos negocios. 




El principal riesgo en toda inversión es el propio inversionista. Si bien una acción puede subir o bajar según el mercado, una moneda puede apreciarse o depreciarse por un cambio en la política económica de un país, un automóvil puede perder mucho valor si su modelo se descontinúa, o el valor de un terreno puede verse afectado por lo que decida construir un vecino, no es ninguno de estos eventos lo que provoca directamente la quiebra del inversor. La propia ambición de inversionista, el querer obtener grandes rendimientos de forma inmediata, su desconocimiento sobre los activos en los que invierte, su falta de experiencia y el decidir participar en instrumentos más agresivos (con mayor riesgo) que los correspondientes a su perfil de inversión, es lo que se esconde detrás de los grandes quebrantos.

Este tema lo he platicado con diferentes agentes y asesores, con amigos y colegas, siendo común en muchas pláticas de sobre-mesa. Sin embargo, no había logrado concretarlo en puntos específicos y objetivos, en algo así como un decálogo, de forma que pudiera compartirlo con ustedes… hasta que hace algunos días encontré en una revista las Máximas del Buen Inversionista, las cuales concentran las mejores prácticas que buscaba compartir con ustedes.

I No inviertas lo que no tienes. Al invertir recuerda utilizar tu propio dinero, y sólo aquel que no tengas comprometido durante el plazo inherente al horizonte de inversión del instrumento seleccionado.  Mantener un flujo de efectivo sano siempre deberá ser la primera regla que cualquier inversionista sensato debiera cumplir.

II No inviertas en lo que no entiendes. Cada opción de inversión tiene sus propias reglas. Cada activo (acción, divisa, propiedad) es vulnerable a diferentes eventos políticos, económicos y sociales tanto locales, como nacionales y aún mundiales. Por tanto, si no tienes conocimiento práctico (es decir, experiencia) en un instrumento que llama tu atención, lo mejor es que te asesores con alguien experimentado, confiable y sin conflicto de intereses.

III Establece objetivos financieros. Debido a que los diferentes instrumentos tienen horizontes de inversión distintos, es recomendable que identifiques lo que pretendes obtener de la inversión y cuando requieres tenerlo. De esta forma podrás seleccionar objetivamente un instrumento cuyo horizonte sea menor al tiempo definido por tu objetivo. No es lo mismo un objetivo a largo plazo como podría ser tu retiro o los estudios universitarios de tus hijos pequeños, que el conseguir en uno o dos años el dinero para tu boda o el enganche de tu casa.

IV No pongas todos los huevos en una misma canasta. Esta es la más sensata de todas las estrategias de inversión, si bien también es una de las más polémicas a la hora de implementarla. Sin entrar en discusiones, lo que se busca es que no tengas todo tu capital expuesto al mismo riesgo, ya que de acaecer un evento que logre vulnerar al instrumento que hayas seleccionado, podrías perder todo tu dinero.

V Asesórate. Nadie nace sabiendo, y aún que te dediques a leer libros y capacitarte, el conocimiento académico no te brindará experiencia. Por tanto, no hay nada mejor que recordar – y poner en práctica – las palabras de Voltaire: el hombre inteligente aprende de la experiencia de los demás. El encontrar un asesor experimentado en el área de inversión de tu interés, confiable y sin conflicto de intereses, es uno de los retos de todo inversionista.

VI Examina las opciones antes de invertir. Hay un antiguo dicho que reza “no todo lo que brilla es oro”, y en el mundo de las inversiones se cumple cabalmente. Delante de ti tienes un gran abanico de posibilidades, siendo lo recomendable que empieces por aquellas de las cuales tengas a tu alcance la mayor información posible.

VII Se fiel a tu estrategia. No actúes por miedo o pasión, tanto por perder la oportunidad de participar en una muy buena inversión, como por perder tu  dinero ante eventos negativos o momentos de bajo o nulo crecimiento del mercado en el que decidiste invertir. En todo momento debes seguir una estrategia, que de forma rápida debe contemplar

  1. El criterio por el cual determinas en qué vas a invertir
  2. El criterio para determinar en qué momento realizarás la inversión
  3. El criterio para retirarte de la inversión, como por ejemplo
    1. Se cumplió el plazo que había contemplado
    2. Alcanzaste el rendimiento esperado
    3. Recortar pérdidas

VIII Se disciplinado, mas no necio. La estratega que sigas debe ser lo suficientemente flexible para que puedas reaccionar de forma oportuna ante cambios en las circunstancias que rodean a tu inversión, principalmente en momentos de tanta incertidumbre como los que vivimos actualmente.

IX Una vez tomada una decisión, no voltees atrás. Dice el refrán que “el hubiera es tiempo perdido”. De nada sirve vivir lamentándote por decisiones que tomaste mal, por inversiones que no debiste realizar… o que sí debiste hacerlo. Es como recordar, cada vez que te subes a una bicicleta, las veces que te has caído: así jamás podrás disfrutar de un paseo en bici.

X Nunca dejes de aprender. Como en toda área del haber humano, el dejar de aprender y capacitarte conduce inequívocamente al estancamiento. Todos los días surgen nuevas oportunidades, nuevas posibilidades, nuevos instrumentos. Las opciones que tienes a tu disposición en este momento son innumerables, y es casi seguro que no hay persona que las domine todas. Recuerdo que mi abuela me decía: Envejeces en el momento en que dejas de aprender cosas nuevas.

Este artículo fue publicado por primera vez en practifinanzas.com. Si tienes interés en compartirlo publicándolo en tu blog  o página web (reblogging), por favor sigue esta liga.
¿Tienes alguna experiencia que quisieras compartir con nosotros? ¿Te quedó alguna duda o inquietud? Déjanos tus comentarios, los cuales seguramente enriquecerán a otros lectores. Si te gustó este artículo y te pareció de utilidad, te invitamos a suscribirte sin costo para que recibas los próximos directamente en tu cuenta de correo. Estamos seguros que serán de tu interés. También te invitamos a dar clic en Me Gusta de Facebook y +1 de Google.

Referencia bibliográfica. El decálogo está basado en “Las Máximas del Buen Inversionista”, el cual aparece en la página 26 de la revista INVERSIONISTA del mes de Septiembre de este año (Número 288, 2011), sin ser una transcripción del mismo.

Referencias

2 Comentarios »

  1. ELIZABET GÓMEZ RAMÍREZ 12/Abr/2013 en 7:40 pm - Responder

    HOLA, BUENAS NOCHES :D

    ME ALEGRA ENCONTRAR SU SITIO Y LEER INFORMACIÓN QUE CREO QUE ENTIENDO COMPLETAMENTE.

    SI NO ES MUCHA MOLESTIA, QUISIERA PREGUNTARLE:

    ¿QUE PANORAMA VÉ USTED PARA LOS COMPRADORES DE ORO EN NUESTRO PAÍS (MÉXICO) ?

    ¿HABRÁ PÉRDIDAS O GANANCIAS, O ESTE TIPO DE INVERSIÓN SE MANTIENE ESTABLE?

    DEFINITIVAMENTE DEBÍ ACERCARME A UN EXPERTO ANTES DE REALIZAR CUALQUIER MOVIMIENTO, PERO EN ESTE MOMENTO COMO USTED HA ESCRITO, NO SIRVE DE MUCHO Y LO QUE ME RESTA ES APRENDER UN POCO CADA VEZ.

    A PARTIR DE HOY VOY A ESTAR ATENTA A LO QUE COMUNIQUE EN SU CUENTA DE TWITTER Y EN ESTA PÁGINA.

    CON ATENTOS SALUDOS.

    GRACIAS POR SU RESPUESTA.

    ELI

    • Mauricio Priego 13/Abr/2013 en 1:58 pm - Responder

      Elizabet, buenas tardes :)

      En lo personal considero que el precio del oro se encuentra muy afectado por la especulación, de manera que no es un instrumento estable en el corto/mediano plazo. Tengo un artículo al respecto que te recomiendo leer, en el cual manejo algunas gráficas históricas que hablan por sí mismas, además de que contiene comentarios tanto a favor como en contra de la inversión en oro en estos momentos.

      Lo que te sugeriría es leerlo así como los comentarios, y cualquier pregunta que tuvieses, la expones y con todo gusto la contesto. ¿Qué te parece?

      La liga al artículo es la siguiente: ¿Es momento de invertir en Oro?

      Seguimos en contacto ;)

Deja un comentario »

Suscribete

Suscribete, es gratis

El proceso de suscripción requiere que confirmes tu dirección de correo. Para ello, por favor busca en tu buzón un correo que tiene como asunto "Feedburner Email Subscriptions" enviado por FeedBurner, dentro del mensaje encontrarás un enlace para activar tu suscripción. Por favor haz clic en él, ¡y listo! Ya estarás suscrito.